VisitasBanner

Ballet clásico

El ballet clásico otorga múltiples beneficios para el desarrollo psicomotor de las niñas y niños, debido a que trabaja la flexibilidad, la captación, coordinación, socialización y musicalidad, apreciando las distintas partes del cuerpo y conociendo su capacidad de movimiento.

Las alumnas y alumnos tendrán una enseñanza que combina la metodología clásica en cuanto a los ejercicios de ballet, con una forma divertida y dinámica de impartir las clases, adaptada a estas edades, y en la que se fomentarán el compañerismo y el respeto por el trabajo de los demás y del suyo propio.

El ballet clásico es especialmente positivo para los niños, ya que, mejora la autoestima y la expresión de las emociones, además de canalizar la adrenalina. Con el ballet, los niños aprenden sobre motivación, perseverancia y constancia; conceptos que ayudarán en el desarrollo de la personalidad. Además, ayuda a fortalecer los músculos, la coordinación de los movimientos, a superar la timidez, y fomenta la imaginación, agilidad, memoria y sensibilidad corporal.
alt